Vallenatos“Me queda el consuelo, que Consuelo está con él, Ya tengo en el cielo quien vele por Rafael, Hasta Poncho Cotes y Jaime pa’ que lo pinten, Y está el doctor López, por si acaso un trago de whiski. Y el más grande ése es él y el más grande es Rafael”.

Este es el coro de la canción inédita ganadora en la versión número 43 del Festival de la Leyenda Vallenata que concluyó el fin de semana, titulada ‘La Última Historia’, del compositor Lázaro Alfonso Cotes y que convenció con su letra al jurado calificador.Vallenatos

Lázaro Alfonso Cotes es de origen Manaurero, aunque nació en Villanueva departamento de La Guajira, y con 56 años de edad ha grabado 100 canciones de su autoría; es hijo de ‘Poncho’ Cotes Querúz y Telma Ovalle.

Quién no recuerda temas como ‘La Parranda y la Mujer’, ‘El Taxista’, ‘Se Equivocó’ y ‘Aquí Queda el Cielo’, tema ganador en el Festival Cuna de Acordeones en Villanueva, con el cual tuvo el título de Rey de Reyes en Canción Inédita.

“La composición ‘La Ultima Historia’ nació por insinuación de mi sobrino ‘El Mono’ Cotes, quien me dijo que por qué no le componía una canción en honor a Escalona y la idea me quedó sonando; fue así como en media hora estaba escrita y en una hora estaba pulida. Esa canción me la regaló Dios”, expresa Lázaro Alfonso.

Este compositor cuenta que después que inscribió el tema entró en la duda sobre si lo interpretaba o no en el marco del Festival, pero fueron sus amigos los que lo impulsaron para que fuera el mismo quien le imprimiera el verdadero sentimiento que necesitaba una letra tan especial.  “Es tanto el sentimiento que me da con esta canción, que dudé para cantarla ya que temía que me embargara la emoción en tarima y podía dañarla, pero fueron mis amigos y familiares los qe dijeron que nadie podía sentir esa canción más que yo… eso es verdad”.

“La brisa de Patillal silva un canto,
Como si silbara él,
Y una mariposa blanca llorando,
Lo anda buscando también”

En esta estrofa, Lázaro Alfonso Cotes comenta que la vieja Sara le contó que como Rafael Escalona no sabía tocar ningún instrumento, las canciones las hacían silbando, y habló de las mariposas blancas porque en Villanueva hay mariposas blancas, no amarillas.

“Es por esto que yo digo que la brisa de Patillal silva un canto, porque Rafa no tocaba, silbaba y de allí sacaba las mejores letras y les imprimía el más profundo sentimiento”, aseguró.

Lázaro Alfonso argumenta que no tiene nada específico para hacer sus canciones, le canta a todo lo que pueda tener una enseñanza de vida.
“La inspiración llega y simplemente pulo la letra; este tema del cual me siento orgulloso por haber obtenido el título de Rey en Canción Inédita ya está en la mira de grandes agrupaciones. Iván Villazón está interesado en interpretarla, vamos a ver qué pasa”.

La canción

Título: La Última Historia

Compositor: Lázaro Alfonso Calderón

Ritmo: Paseo

“La brisa de Patillal silva un canto
como si silbara él,
y una mariposa blanca llorando
lo anda buscando también”.

“Cualquiera cree que ese pueblo es mentira
está en algún corazón,
tratando de sanar una honda herida
que le dejó un mal amor”.

“Se oye un lamento, pensando en él
pero es en el cielo donde está Rafael,
quisiera verlo, no puede ser
porque se fue y no puede volver”.

Coro

“Me queda el consuelo, que Consuelo está con él
ya tengo en el cielo, quien vele por Rafaél
hasta Poncho Cotes y Jaime pa’ que lo pinten,
y  está el doctor López, por si acaso un trago de whiski.
Y el más grande ése es él y el más grande es Rafael”.

“Ay vivamos con su recuerdo imborrable
quien dijo que fue una pena,
la huella que nos dejó allá en Manaure
en el Plan y Villanueva”.

“Hoy va a parrandear en el cielo el maestro
y va más de un borracho,
les van a tocar los acordeoneros
El viejo Mile y Colacho”.

“La vieja Sara, lo va a nalguiá,
pues llegó al cielo pero no le trajo ná,
Juan Félix Daza hasta va a llorar,
porque llegó el Pipe Socarrás”.

El Pilon.com